Tienes que ir a buscar a tu Padre

No hay comentarios

Para poder entender la realidad, debemos mirar sus perfecciones no sus deficiencias. Si miramos al águila herida en el suelo, jamás entenderemos la realidad aerodinámica de sus alas, debemos mirar al águila en pleno vuelo, donde es perfecta, para entenderla realmente.

Si miramos la realidad del mundo en sus deficiencias, en sus ausencias, no comprenderemos la esencia de lo que existe. Tenemos que mirar lo más perfecto en la creación para entender su sentido y su origen. El mal no nos muestra la verdad, ni responde nuestras preguntas ni invalida la perfección existente, más bien confirma dicha perfección. El mal no invalida la bondad absoluta, más bien la afirma.

Si me encuentro con un hombre capaz de pensar, que tiene un espíritu que puede preguntarse sobre lo que existe, que puede levantarse sobre la materia y las pulsiones y decidir, reflexionar, traer a la existencia la consciencia misma de las cosas, si veo esa perfección, eso me acercará más a la realidad y a descifrar mi origen y sentido, que si me fijo solamente en el sufrimiento y el mal como explicaciones negativas de la imposibilidad de la perfección.

Si te preguntaras ¿por qué si mi madre dice que mi papa nos amaba, nos abandonó? ¿Por qué si en la casa veo sus medallas al valor lo considero un cobarde? ¿Por qué soy tan impulsivo si realmente mi madre es tan tranquila, vendrá eso de mi padre?. Esas preguntas jamás las responderás hasta que no te decidas a ir a buscar a tu padre y preguntarle tu mismo.

Hasta que no decidas que Dios puede existir, que puede ser el fundamento de la realidad, y vayas en búsqueda de las respuestas a tus preguntas, entonces tus preguntas no sirven de nada, solo para decidirte de antemano que no existe para ti. Porque la existencia de Dios así como la existencia de tu padre no dependen de tus sentimientos hacia ellos o de un sinfín de preguntas sin contestar. Tu origen verdadero viene de algún lado, o viene de Dios como persona, mente, sentido, inteligencia, o viene del azar como materia y casualidad. Tus preguntas y sentimientos no cambiarán la verdad, cualquiera que esta sea.

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s